Sígueme por e-mail

jueves, 13 de diciembre de 2012

Reflejos Primitivos



Los reflejos primitivos están diseñados para que el bebé pueda sobrevivir y aseguran una respuesta inmediata a su nuevo ambiente y a sus necesidades cambiantes. Los reflejos son movimientos automáticos y estereotipados, gobernados desde el tronco cerebral y ejecutados sin que la corteza se involucre.
Estos reflejos se desarrollan en diferentes etapas del embarazo y deben tener una vida limitada, ya que después de haber ayudado al bebé a sobrevivir en los primeros meses de vida deben ser inhibidos o controlados por centros más sofisticados del cerebro para ser integrados en los movimientos globales del bebé. Esto permite el desarrollo de estructuras neuronales más sofisticadas, que más tarde permitirán que el niño controle respuestas voluntarias.

Si estos reflejos primitivos se mantienen activos después de los 6 – 12 meses de vida evidencian una inmadurez o debilidad estructural dentro del sistema nervioso central.
Dependiendo del grado de actividad del reflejo, puede afectar a una o varias áreas de funcionamiento: coordinación motora, percepción sensorial, cognitiva y otras rutas de expresión, por lo que el equipo fundamental de aprendizaje estará dañado o será ineficiente a pesar de tener una buena habilidad intelectual.


Cada reflejo se relaciona con la adquisición de nuevas habilidades, por lo que sabiendo qué reflejos están presentes podremos saber que habilidades no se han desarrollado correctamente.

Por otro lado, si los reflejos primarios establecen los cimientos para el funcionamiento posterior, los reflejos posturales son los que median desde el nivel del cerebro medio y, por lo tanto, su aparición significa la implicación activa de las estructuras cerebrales superiores e implican el incremento de madurez del sistema nervioso central.

La transición de las reacciones de reflejos primarios al control postural no es automática, sino que es un proceso gradual de integración e interacción en el cual ambos reflejos operan juntos durante un periodo de tiempo.

Al practicar ciertas secuencias de movimiento una y otra vez, los patrones de respuesta más maduros pueden reemplazar la respuesta de reflejos primarios. Es decir, la aparición de reflejos posturales implica el comienzo de la integración o inhibición de los reflejos primitivos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario